Búscador Mujer Joven:

Hoy es y hay 1 usuarias activas

 
Contenidos
 
Paginas amigas
Ok juegos
Recetas de cocina
Fotos de humor
Peliculas gratis
Relatos eroticos
Biografias
Trucos caseros
Letras de canciones
Juegos guapos
Tv gratis
Series online
Agregar web

Emoticonos
Que fotos
Peliculas online
Refranes
Contactos personales
Cine gratis
Que Chistes

+ Añadir tu web
 
Suscríbase!
Reciba articulos y consejos de Mujer Joven gratis en su e-mail. Indique su e-mail y presione suscribirme.




































 




Adictos al psicoterapeuta
Categoría: Enfermedades/Vida sana
Valor de este artículo: 0.00
Enviada por:


Valora este articulo de MujerJoven.net de
Enfermedades/Vida sana

Muy bueno

Bueno

Medio

Malo

Muy malo


Mujer Joven:  Enfermedades/Vida sana > Adictos al psicoterapeuta

Adictos al psicoterapeuta




Es un fenómeno nuevo en Chile: cada vez hay más aficionados a los psicoterapeutas. Insaciables, como si se tratara de un producto más de su canasta de consumo, deambulan de consulta en consulta, contando sus problemas como quien hablara con un amigo. O se someten a terapias eternas, estableciendo vínculos de dependencia emocional dañinos. ¿Dónde está el caldo de cultivo de esta costumbre?



Por Pía Rajevic


Nada menos que 11 años pasó Antonio (49) psicoanalizándose. El fin de ese eterno proceso no surgió por iniciativa del psicoanalista, sino porque a esas alturas el profesional se había constituido en su gran problema: “No podía hacer nada sin conversarlo con él, nada era posible sin pasar antes por su consulta a contárselo. Era parte de mi inventario. Derivé en una nueva terapia: un psicólogo me hizo ver la gravedad de esta adicción”, comenta.



El psicólogo Giorgio Agostini comenta que en Chile hay quienes han pasado psicoanalizándose hasta 17 años, en circunstancias que la Sociedad Psicoanalítica Norteamericana, por ejemplo, consigna que este tipo de psicoterapia no debe durar más de dos años, pudiendo extenderse otros dos años por razones muy justificadas. La tradición europea, por su parte, permite psicoanálisis de hasta seis años. “El resto es abundar en lo mismo o fomentar dependencias”, sostiene, refiriéndose a la amplia variedad de psicoterapias que hoy se realizan en el país (desde el psicoanálisis a las de tipo cognitivo) y a algunos excesos que se están cometiendo mediante éstas, no sin antes aclarar que es un problema no tan fácil de identificar, pues en Chile hay mucha necesidad de psicoterapia.



Tiene razón. Baste sólo consignar los estudios que revelan que el 25 % de los chilenos sufre algún tipo de trastorno mental, incluidos los escolares de primero básico. Y sólo el 15% de quienes requieren atención psicológica está en tratamiento. De manera que no se trata de desacreditar la labor de psicólogos y psiquiatras, sino más bien de identificar las razones de una nueva costumbre que excede a esta necesidad real de los chilenos de mejorar su salud mental.



“Felizmente se ha ido superando la falsa idea de que el psicólogo es para los locos, y se legitima el planteamiento de que todo ser normal necesita conocerse a sí mismo para crecer interiormente y para superar las dificultades propias de la vida”, dice Agostini. Una constatación alegre que a veces se malentiende o de la que se hace mal uso. Una terapia corta puede durar 15 sesiones, mientras otras alcanzan a 60 y hasta 600 horas, como el psicoanálisis, que es la de más larga duración. Pero de ninguna manera éstas pueden extenderse en forma ilimitada en el tiempo. Como comenta la psiquiatra Lina Ortiz, “toda psicoterapia tiene un principio y un fin, así como para un médico, la finalidad es mejorar al enfermo y darlo de alta”. De hecho, la ética clínica en tratamientos psicológicos refiere que “el reto del facultativo es reconstituir la autonomía del paciente”, según el filósofo español José Marín, experto en ética médica. “La dependencia del psicólogo es igual que la de las drogas”, ha advertido.



Así un psicólogo o psiquiatra podría incluso transformarse en médico de cabecera de una persona, siempre y cuando ésta haya resuelto primero el problema que la llevó hasta el profesional. De esta forma, podría consultarlo para un conflicto posterior, tal como alguien consulta médico para curarse de un resfrío fuerte y luego tiene necesidad de tratarse otro que le surge tiempo después.



“La psicoterapia es una instancia en la que se establece que una persona necesita ayuda y para ello se reúne con otra que tiene la capacidad técnica y emocional (el psicoterapeuta) para ayudarla”, explica la doctora Ortiz. E ir al psicoterapeuta es útil en dos circunstancias: cuando alguien está interesado en su desarrollo personal y quiere lograr un mayor conocimiento de sí mismo, o cuando una persona no puede superar sola conflictos y éstos comienzan a perturbar su vida. Son asuntos que para algunos pueden no tener ninguna significación, mientras a otras les complican la existencia. Lina Ortiz da un ejemplo: que la suegra se vaya a vivir a la casa. “Algo así, que partió como una circunstancia de la vida, puede transformarse en un problema de grandes proporciones para una persona, quitándole incluso el sueño, entonces es pertinente que busque ayuda para resolver su conflicto”. El problema es cuando el psicoterapeuta se convierte en una afición.



El tema se puede mirar desde dos ópticas. La primera es la del paciente. Giorgio Agostini reconoce que en los últimos años ha aumentado en las consultas la afluencia de personas que se acercan fundamentalmente para conversar y probar. El 30% de los pacientes se pasearía por distintos especialistas, abandonándolos a la tercera o cuarta sesión, sin quedarse con ninguno y sin asumir terapia alguna. Otro grupo correspondería a personalidades narcisistas o psicopáticas que piden opinión, pero tampoco asumen terapias, y un tercer grupo iría también de consulta en consulta sólo para desafiar a los terapeutas a solucionar algo que de antemano creen imposible de resolver.



Pero además hay otro tipo de personas, no menos importante, que establece relaciones de dependencia con los profesionales y los incorpora a su agenda como quien va a la peluquería o de compras. Ejemplos de este tipo de dependencia entre psicólogo y paciente han sido magistralmente representados en las películas de Woody Allen. “Hace 15 años que voy al psicoanalista. Le concederé un año más y luego me iré a Lourdes”, dice uno de sus personajes en el film Manhattan. Para Allen era un asunto extremadamente personal: se sabe que cuando se transformó en un director de cine famoso, en los `70, intentó contratar, como quien tiene su personal trainer, a un psicólogo que trabajara a tiempo completo sólo para él. Ahí se supo que iba al psicoanalista desde 1959. Yendo a ejemplos locales, y obviamente guardando las proporciones, las actrices Paz Bascuñán y Vanessa Miller han declarado públicamente que no pueden vivir sin sus psicólogos.



Tener en la agenda semanal de actividades la visita al psicoterapeuta es una costumbre muy extendida en sociedades desarrolladas, especialmente en la norteamericana, en las últimas décadas, que también está teniendo su eco en Chile. “Me estoy atendiendo con fulano”; “anda a ver a mengano”, se han transformado en recomendaciones corrientes en los estratos socioeconómicos altos y en menor medida en los medios, pues la salud mental en Chile aún es privativa de unos pocos, debido a sus elevados costos.



“Hay personas que entre sus múltiples gastos se dan gustitos, entre ellos consultar psicoterapeutas y van a los que están de moda, para conversar. Pero finalmente no responden a ninguna terapia”, dice Agostini. Acerca de las razones que llevan a esta actitud es tajante: “Antes la sociedad era hospitalaria, pero ha cambiado. Hay mucha soledad y aislamiento. La familia se redujo en tamaño, la gente dedica muchas horas de cada día a trabajar y luego se centra en los hijos. Hoy son pocas las amistades dispuestas a escuchar y el psicólogo se ha convertido en la gran oreja de las personas que están solas y no tienen con quién hablar. Incluso al psicólogo le dan una versión más objetiva de sus conflictos, cosa que no se atreven a hacer con los amigos”.



En la otra cara de la moneda están los psicoterapeutas, cuya responsabilidad para que este fenómeno se dé es clave ¿Qué fue primero, el huevo o la gallina?, es la pregunta que surge cuando se busca la raíz del problema. Y no son pocos los que se atreven a apuntar a la falta de escrúpulos de algunos profesionales que inician terapias con cualquier persona que se les presenta, independientemente de si tienen verdadera necesidad de ellas; no las derivan a otros especialistas, en caso de no ser profesionalmente los más idóneos para tratarlas; o prolongan indebida e innecesariamente las psicoterapias.



¿Por qué lo hacen? “Porque les escasean los pacientes, muchas veces por razones económicas, algunos terapeutas se ven obligados a atender a cualquier persona que les consulte, independientemente de si están o no capacitados para resolver sus problemas”, sostiene Giorgio Agostini. Mientras Lina Ortiz estima que “el problema estriba en cómo se hace la pega. Porque hay personas que son súper dependientes y se harían dependientes incluso del psicólogo, entonces la actitud del médico es crucial”.



Ambos profesionales coinciden en la falta de exigencias que hay para ejercer de psicoterapeuta en el país. “No hay ley de especialidades. No se pide el título de psicólogo clínico para trabajar como psicoterapeuta, basta con el de psicólogo”, dice la doctora Ortiz. No se exigen postítulos, tal como sucede en Italia, Estados Unidos u otros países europeos, donde aparte de la carrera de seis años, para hacer clínica se requiere de otros tres años de estudios. Agostini trabaja en la elaboración de un proyecto de ley para el registro obligatorio de los psicoterapeutas posgraduados en Chile, de manera que la gente pueda saber quiénes tienen la preparación adecuada para ejercer.



El problema es mucho más serio de lo que se ve a simple vista. “El daño que se puede hacer es mucho: poner al paciente en contra de otra persona, revolver el ombligo más de la cuenta. La finalidad de las terapias es desarmar y volver a armar psicológicamente a los pacientes. Y a veces, sin darse cuenta, se abre una llave y se deja a la persona sin los mecanismos de defensa que necesita”, dice Lina Ortiz. El psicoanálisis, por ejemplo, está indicado sólo para individuos sanos, por las dificultades que reviste para alguien con trastornos mentales reestructurarse psicológicamente.



Las malas prácticas terapéuticas pueden ser extremadamente peligrosas. Y en Chile se estaría dando de todo, desde la complacencia con el paciente, con el afán de retenerlo, a fenómenos de transferencia en los que se permite la seducción entre psicólogo y paciente. No es nada inusual: estudios revelan una prevalencia de transgresiones sexuales entre el 7 y 10% de los terapeutas hombres y entre el 1 y 4% de las mujeres a nivel mundial. Un hecho que en Estados Unidos constituye delito y puede significar la revocación de la licencia profesional.



Por eso es conveniente buscar muy buenas referencias cuando se acude a un psicoterapeuta. Vale la pena oír a Agostini, quien dejando claro que no se trata de la norma, sino de una excepción a la regla, se atreve a dar como ejemplo la actitud extrema de un colega que le confidenció: “Con esta paciente me voy a comprar un nuevo living”.



Envía este articulo de MujerJoven.net a tú amiga
Tu e-mail:
E-mail de tu amiga/o:
Recibir articulo de MujerJoven.net en mi e-mail.    

 

 




 

404 Not Found

Not Found

The requested URL /jaula.php was not found on this server.

Nube de palabras y articulos, consejos testimonios chistes etc.. relacionadas con este portal

mujer mujer joven mujer actual, testimonios chistes feministas Arte Chistes Feministas Dinero Ejercicios Emociones Enfermedades Familia Gastronomía Ginecologia Grandes Mujeres Medicina Natural Moda Nutricion Obstetricia Pediatria Perdida de Peso Personajes Piel y Belleza Poesia Salud Seleccione Sexo Sexualidad Sociedad Tecnología Testimonios Tests Amorosos Tests Emocionales

Artesania
Fotografia Historia Literatura Manualidades Para reirse un rato Chistes Ahorros Negocios Perfil emprendedor Ejercicios de relajación Ejercicios de respiracion Mantente en forma Posturas saludables Programa de ejercicios especificos Tips y consejos de ejercicios Amor En Pareja Frases románticas Horoscopo Chino Novios Pensamientos Psicologia Signos zodiacales Tu hogar Albinismo Alteraciones del ojo tiroideo Amigdalitis Cabello, piel y uñas Cancer Colesterol Corazón y circulación Dermatologia El asma Enfermedades  Enfermedades pulmonares Estrabismos Estrés Generalidades Infecciones de transmisión sexual Innnovaciones Mentales Neumonía Ojos Picadura de insectos Resfriado común Salud Salud de la Mujer Sida Sistema nervioso Todo acerca... Tumores Vida sana Hijos Hogar Naturaleza Padres Comida Mexicana Comina China Datos y consejos utiles Delicias dulces El ABC de la cocina Frutos secos Gastronomia Chilena Platos salados Recetas afrodisiacas Tragos (0) Amenorrea Anticonceptivos  Climaterio Esterilidad Fertilidad Oncologia Salud y enfermedades Mujeres en el arte  Mujeres en la politica Mujeres que hicieron historia 80 Afrodisiacos naturales Antienvejecimiento Aparato respiratorio Aparato urinario Aromaterapia Cansancio-Forma Circulación Esencias florales de Bach Homeopatía Huesos-Articulaciones Insomnio Nerviosismo Método pilates Obesidad Piel Belleza Plantas medicinales Problemas digestivos Procesos infecciosos Reiki Tensión Colesterol Tips de salud Transtornos digestivos Tu salud Bodas Consejos Estilo Hogar y estilo Lenceria Ropa Alimentos Cosejos sobre alimentacion Grasas Minerales Preguntas de nutrición Transtornos de la alimentación Algunas enfermedades Cambios corporales Embarazo  Empezando a conocerte Natalidad Nutricion Alimentacion Asma Cuidado y educacion de sus hijos Dentición Dermatologia Emergencias Lactancia materna Mi primer año  Piojos en los niños Preguntas de pediatría Salud de los hijos Tus hijos Consejos de dieta y perdida de peso Desintoxicantes Dietas Dietas de rigor Una buena alimentación  De la historia Personajes de la actualidad Acné Cabello Celulitis Cirugía plástica: mejorando la imagen Cuidados Curso de automaquillaje Datos utiles Dientes Estrias Los Labios Manos Maquillaje Maquillaje express Para verte como una diva Perfumes  Pestañas y cejas Piel y cuerpo Pies Preguntas de belleza) Principios básicos del maquillaje Spa Tips de belleza Uñas Varices Fechas especiales Poemas de amistad Poemas de amor Poesia contemporanea Poesia erotica Poesía latinoamericana Alergias Dejando el cigarrillo Efectos del tabaquismo Enfermedades de la piel) Infecciones Insomnio Odontología Periodo menstrual Se trata de tu salud Diccionario  Erotismo Masturbacion Sexo y amor Afrodisíacos Anticonceptivos Kamasutra Mitos del sexo Pareja Preguntas de sexualidad Sexo y relaciones Tantra ¿Como te gusta que te hagan el amor? Bodas famosas Farandula Realeza Ciencia Internet Aborto Adopción  Anorexia Discapacitados Grandes historias de amor Mamas Muerte Sexuales Tendencias preparada para casarte Emociones e inteligencia
 

Powered by Gsus Networks
Agregar Web - Directorio de webs